01 octubre 2008

Socialismo

Los enemigos de la libertad, desde la extrema izquierda a la derecha más rancia, pasando por los centristas subprime, se extasían, ja, ja, nos amonestan desde sus omnipresentes cátedras, el liberalismo está llegando a su fin.

Pero la alternativa al liberalismo es el socialismo, es decir, el gulag y la checa. El socialismo ya está inventado. Ningún sistema político en la historia de la humanidad ha provocado tantos muertos, más de cien millones, y ha traído tanta miseria. De los socialistas se decía que se preocupaban tanto por los pobres que los creaban por millones.

Sólo dos ejemplos deberían bastar para que la funesta idea de Marx fuera proscrita del espacio público: el Muro de Berlín y los balseros del Caribe. El muro de la Vergüenza goza del dudoso privilegio de ser la primera y única barrera que el hombre ha construido no para evitar que los de fuera entren sino para impedir que los de dentro huyan. Los balseros del Caribe, al contrario de lo que muchos creen, no son ciudadanos estadounidenses que arriesgan su vida para escapar de la miseria de su país con la esperanza de alcanzar la paradisiaca dictadura cubana. Es al revés.

Nada más socialista que ese Muro y que esos pobres balseros que se fugan de la ergástula castrista en busca de libertad y prosperidad. Pues bien, frente a todo tipo de evidencias, se insiste, desde todos los ámbitos, sin casi excepciones, en denostar el liberalismo (neoliberalismo, ultraliberalismo o liberalismo salvaje, lo llaman) y en propugnar el socialismo, socializar las pérdidas, ya saben.

La famosa crisis que nos azota no es la crisis del liberalismo. Desde que Ronald Reagan dejó la presidencia de EEUU en 1988, es difícil imaginar a unos inquilinos de la Casa Blanca más antiliberales en materia económica. Bush padre, Clinton y Bush hijo han sido el paradigma de la intervención, del control, de la regulación y de la protección arancelaria. Al lado de ellos, hasta un Perico Solbes podría pasar por un ortodoxo de la escuela austríaca.

Ahora, no más que nunca, sino como siempre, quien está en crisis es el socialismo.

1 Comments:

At 00:01, Anonymous Anónimo said...

A este chico se le olvidan muchas cosas en sus comentarios. Por su puesto que el Comunismo cometió muchas atrocidades, nadie lo pone en duda, y quien lo haga esta igual de ciego que josete.
Dar las bendiciones de un sistema económico que esta mas muerto, solo es compresible en un noltastico o en algún miembro de un holding o un grupo factico. Josete no cuenta las muertes desde la guerra de la independencia de los EEUU o las muertes de la revolucion francesa, tampoco cuenta las atrocidades que el liberalismo a realizado en toda sudamerica y Africa podemos hablar de millones de persona, en nombre de las Pseudodemocracias, es muy fácil hablar de gulag y no hablar de golpes de estado, de empresas explotadoras (aunque ahora se diga flexibilidad laboral) que pagan por productividad a niños en las 2 terceras partes del mundo, podriamos hablar de las "bondades" del liberalismo, pero no es el tema. Si hay algo que el hombre ha hecho desde las cavernas es evoucionar, no es compresible que se defienda un sistema economico que podia ser una alternativa en SIGLOS pasados, como tampoco lo es el marxismo, si algo han hecho estos dos sistemas es evolucionar a un sistema que no es lo uno ni lo otro, hoy mas que nunca la SocialDemocracia es mas necesaria que nunca, no en todos los sectores se puede especular, no en todos los sectores se puede decir todo vale. Si hay algo que esta claro estos dias es que el MERCADO NO SE REGULA SOLO y esto pone fin al liberalismo, debemos ser conscientes que con la sanidad,la banca, la energia, los transportes, la educacion no se puede jugar y dejar en manos de un secta o de un grupo de empresarios que decida experimentar con la salud la educacion o los ahorros de la gente, y como el hombre es hombre, esto siempre ocurre.

Simplemente por eso el liberalismo a muerto.

 

Publicar un comentario en la entrada

<< Home

Locations of visitors to this page